Miércoles Abril 26 , 2017

Condiciones En Salud Sexual Y Reproductiva Del Adolescente En Colombia

Vota este artículo
(372 votos)

La edad adolescente involucra una serie de cambios físicos, emocionales, hormonales, cambios en la identidad individual, la autonomía y la autosuficiencia propios del ciclo vital, que involucra una serie de circunstancias beneficiosas o perniciosas. El recibir información adecuada y de calidad para la prevención de la morbi-mortalidad en salud sexual y reproductiva, es un derecho del individuo y un deber de todas las instituciones educativas.

Según datos de la Encuesta Nacional de Demografía y Salud Colombia 2010 (Ojeda, Ordóñez, & Ochoa, 2010) una de cada cinco mujeres de 15 a 19 años ha estado alguna vez embarazada: 16 % ya son madres y 4 % está esperando su primer hijo. La proporción de mujeres embarazadas con educación superior aumentó del 1.6 a 3 %.El número promedio de hijos de mujeres entre 15 a 19 años, es de 154.707 y de niñas de 10 a 14 años es de 6.292 cada año. La tasa de fecundidad de las mujeres menores de 20 años fue de 70 nacimientos por mil habitantes en 1990; 89 nacimientos por mil habitantes en 1995, 90 nacimientos por mil habitantes en para el 2005 y 84 nacimientos por mil habitantes en para el 2010.


La ENDS 2010 demostró, la primera relación sexual en Colombia está ocurriendo más tempranamente. Entre las mujeres de 25 a 49 años, el 11 % tuvieron su primera relación sexual antes de cumplir los 15 años. El 48 % de las mujeres entre 25 y 49 años tuvieron su primera relación sexual antes de los 18 años y el 70 % antes de cumplir los 20 años. El 3% de las mujeres de 20-49 años reportó que nunca habían tenido relaciones sexuales. Estas cifras reflejan que el 97% de las mujeres inician su vida sexual antes de los 20 años, factor de riesgo para embarazos de alto riesgo obstétrico, mayor índice de cesáreas, bajo peso del recién nacido, partos prematuros, ictericia neonatal, sepsis neonatal, mayor número de parejas sexuales, mayor índice de embarazos no deseados, mayor índice de abortos ilegales y de infecciones de transmisión sexual, observándose las altas cifras de morbi-mortalidad en el tema de sexualidad evitables. Y no podemos dejar de lado las consecuencias sociales, económicas y de salud que conlleva los riesgos de una sexualidad no informada.

Se refleja además en la encuesta que la escolaridad y la educación en salud sexual y reproductiva juegan un papel fundamental a la hora de postergar el inicio de la vida sexual.  Entre más escolaridad y nivel de riqueza se tenga, más se pospone el inicio de la vida sexual.

Dichos aspectos mejorarían  al promover la salud sexual y reproductiva a través de la información y al acceso a servicios adecuados de consejería y atención en salud, para fomentar una vida sexual sana, llena de placer, responsable; basado en reflexiones, sensibilización, concientización de la sexualidad; y con ello influir directamente a la reducción del embarazo adolescente, la reducción de la tasa de mortalidad materna evitable, la prevención de las infecciones de transmisión sexual, el acceso a los métodos anticonceptivos.

ENDS 2010 la prevalencia de uso de métodos anticonceptivos alcanza el 79,1% de las mujeres actualmente unidas, mientras que las adolescentes que se encuentra unida a una pareja sexual, solo el 55.1% de ellas utiliza un método anticonceptivo moderno; el 70.5% de las adolescentes no unidas pero sexualmente activas hace uso de estos métodos anticonceptivos, dejando un porcentaje considerablemente alto de adolescentes que no se protegen con métodos modernos.

Se debe enfatizar sobre el uso de métodos anticonceptivos modernos a la población adolescente, erradicar los mitos y falsas creencias que sobre anticoncepción se tienen, informar al 100% de los adolescentes sobre uso, ventajas, desventajas, contraindicaciones, indicaciones de los métodos anticonceptivos. Con el objetivo de disminuir la tasa de embarazo adolescente, la deserción escolar, la práctica de aborto ilegal, los hijos no deseados. Es deber del Estado incluir en el POS, todas las alternativas anticonceptivas (ej. Mirena, Nuvaring, Nofertil, Zoely, Cerazette, entre muchas otras) para que la usuaria, no limite sus alternativas a las contempladas en el POS.

La Política Nacional de Sexualidad, Derechos Sexuales y Derechos Reproductivos, busca el fortalecimiento institucional y desarrollo de capacidades del talento humano para la atención integral y de calidad a adolescentes y jóvenes; además del fortalecimiento de la oferta y acceso efectivo a los servicios de Salud Sexual y Reproductiva para adolescentes con enfoque de derechos, de género y diferencial, e inducción de la demanda temprana hacia los servicios de Salud Sexual y Reproductiva.

El Plan de Decenal 2012 – 2021 incluye el diseñar oferta de servicios de salud, específicamente sensibles a la diversidad y las necesidades de las poblaciones en contextos de vulnerabilidad, y en especial para adolescentes y jóvenes, que requieren atención a su salud sexual y salud reproductiva de forma integral, lo cual incluye su derecho a acceder a los servicios de consejería sin el consentimiento de los padres (Ley 1098, 2006), el apoyo y protección para insistir en prácticas sexuales y reproductivas más seguras.

La Política de Sexualidad, Derechos Sexuales y Derechos Reproductivos está acorde  con las líneas operativas del Plan Decenal de Salud Publica 2012-2021, en busca de la prestación de los servicios de salud sexual y salud reproductiva, la cual incluye a  los adolescentes para que logren un completo grado de bienestar físico, social y mental, que los adolescentes sean capaces de disfrutar de una vida sexual satisfactoria y sin riesgos, a la no discriminación independientemente del sexo, edad, etnia, clase, orientación sexual o estado civil de la persona, violencia doméstica y sexual. El acceso y la posibilidad de elección de métodos de regulación de la fecundidad seguros, a recibir servicios adecuados de atención a la salud que permitan embarazos y partos sin riesgos, el acceso a servicios y programas de calidad para la promoción, detección, prevención y atención de todos los eventos relacionados con la sexualidad y la reproducción, teniendo en cuenta sus necesidades específicas de acuerdo con su ciclo vital.

Se debe informar a toda la población sobre sexualidad, reproducción, derechos sexuales, derechos reproductivos y salud; en busca de un bien común “la salud sexual y la salud reproductiva para todos”. Se debe exigir al Estado mayores recursos y medios que garanticen la información en esta temática, ya que informando podemos lograr disminuir los fenómenos que se dan por la violación estos derechos. El desplazamiento de personal capacitado en el área de la salud sexual, a los rincones más alejados de la región, logrando llevar información y servicios desde los estratos más bajos, informar al niño, al adolescente, al adulto joven, al adulto mayor, a mujeres y a hombres sin discriminación alguna de etnia, raza, condiciones sociales u orientaciones sexuales.

 

ABORDAJE INTEGRAL DE LA SEXUALIDAD DESDE BIENESTAR UNIVERSITARIO

La Universidad de Boyacá, a través de la División de Bienestar Universitario, ofrece el servicio de salud, con una mirada integral de la sexualidad hacia el adolescente. El servicio busca fortalecer la dimensión de sexualidad con base a los Derechos Sexuales y Derechos Reproductivos, con una mirada de género, basados en la política de inclusión y con la participación activa de los estudiantes, a través de las siguientes actividades:

1.    Asesoría en Planificación Familiar para Hombres y Mujeres, con una atención diferenciada hacia el adolescente, donde él y ella encuentren un espacio de escucha y de orientación, relacionada con los temas de inicio de la vida sexual, prevención del embarazo adolescente y anticoncepción; en éste espacio de asesoría ellos pueden despejar dudas y dar solución a problemáticas relacionadas con la salud sexual y reproductiva.


2.      Orientación de la catedra de formación integral, es una asignatura trasversal enmarcada en la línea de formación del profesional de la Universidad de Boyacá, que busca la formación de seres humanos integrales, enfocada desde dos perspectivas, la salud física y la salud mental. Desde el enfoque de salud física, el estudiante de formación integral adquiere una serie de herramientas que le permitirán tomar decisiones con base en información clara y actualizada. Esta temática incluye los temas de: embarazo adolescente, aborto ilegal, infecciones de transmisión sexual, planificación familiar, consumo de sustancias psicoactivas y los trastornos alimentarios. La metodología incluye conferencias magistrales, material de sensibilización, conversatorios, plenarias, discusiones y la solución de casos no alejados de la realidad.


3.    Jornadas de Sensibilización, cuentan con la participación de expertos en la temática, la intervención de los estudiantes de formación integral II, donde ellos presentan en escena, sus campañas de prevención de jóvenes para jóvenes, logrando una mayor conciencia de las problemáticas actuales juveniles a través de pares.

 

Es así como la Sección Salud, busca brindar una atención integral de la sexualidad al adolescente teniendo en cuenta que su bienestar es nuestro compromiso.


 

 

 

 

 

Por: Geobana Elizabeth Bayona Estupiñan
Médica Bienestar Universitario
Candidata Magister Salud Sexual y Reproductiva

Enlaces Externos